¡Quiero ser mamá!

Diagnóstico Genético Preimplantacional (PGD)

Diagnóstico Genético Preimplantacional (PGD)

El Diagnóstico Genético Preimplantacional (PGD) es una técnica de estudio que permite realizar un análisis detallado del embrión antes de ser transferido al útero materno. De esta manera se consigue transferir los embriones libres de cualquier enfermedad hereditaria. Está indicado siempre y cuando la paciente tenga una óptima respuesta a la estimulación ovárica y la enfermedad genética en estudio se encuentre dentro de los límites legales sobre las técnicas de reproducción humana asistida.

Esta técnica está diseñada para aplicarse solo en caso de detectarse enfermedades hereditarias graves de aparición precoz y no susceptibles de tratamiento curativo posnatal, con el fin de seleccionar embriones no apropiados para la transferencia. Igualmente, para la detección de otras alteraciones que puedan comprometer la viabilidad del embrión.

Una vez realizadas las primeras fases del diagnóstico, como son, la formación de embriones y la biopsia embrionaria, se procede con los diferentes análisis genéticos, y es en este punto en donde se hace fundamental el estudio minucioso de las enfermedades hereditarias.